‘¿Muerte o helado?’: relatos de una ciudad que guarda oscuros secretos

El escritor británico Gareth P. Jones es el creador del misterioso pueblo de Larkin Mills, donde habita un conjunto de personajes que harán cualquier cosa para mantener sus secretos ocultos.

Larkin Mills no es una ciudad normal: es un lugar lleno de secretos y de enigma. Un lugar con una exquisita heladería y un montón de muerte. Un lugar donde se desarrolla un misterio extraordinario…

El lector de ¿Muerte o helado? (Ediciones SM, 2016) conocerá en primer lugar a Albert Dance, quien comienza a recordar su oscuro pasado cuando un vendedor de anécdotas se presenta en la puerta de su casa. Así se remonta al día en que su madre lo internó en el hospital de Larkin Mills, donde fue tratado por el malvado Doctor Wood para extraer su salud y dársela a los niños moribundos. 

En el siguiente relato nos encontramos con Ivor, vecino de Albert e hijo de la alcaldesa de Larkin MIlls, quien emprende una investigación juvenil para descubrir el extraño caso de la desaparición de su tío, sucedida años atrás. Después viene la historia de Olive, quien recibe un acordeón abollado de manos de su padre y sin querer hace un terrible trato con un hombre que repara instrumentos. 

El conjunto de cuentos cortos que nos presenta Gareth P. Jones se conectan más adelante de una manera sorprendente. Dos personajes son clave en este misterio. Uno es el vendedor de helados del pueblo, el Señor Morricone, en cuya legendaria heladería se ofrecen sabores como Funeral de Caramelo y Plátano o La Masacre Navideña. Otro es el funerario Harold Milkwell, quien guarda terribles secretos en su enigmático coche fúnebre. 

Gareth P. Jones es un premiado autor británico de literatura infantil y juvenil. Nació en 1973 en Birmingham, Inglaterra, pero ahora vive en Londres. Publicó su primer libro en el 2006, después de trabajar como productor de televisión, y desde entonces ha publicado una veintena de títulos. También es un músico talentoso que crea canciones para sus historias. Hoy dedica la mayor parte de su tiempo a escribir libros, visitar escuelas, tocar sus instrumentos de cuerdas y actuar en festivales de música.