Sala de prensa

7 ventajas de utilizar videojuegos en el aula

videojuegos

  • Fomentan el trabajo en equipo, potencian el pensamiento crítico y disminuyen el nivel de estrés de los alumnos
En una entrada anterior de este blog hablábamos sobre las investigaciones y debates en torno a la incorporación de los videojuegos para el aprendizaje. Hoy rescatamos la información publicada por Beatriz González Montes, en el blog SM Conectados, quien explica las ventajas de esta metodología. A continuación te compartimos un resumen de sus puntos de vista: 
 
1. Los videojuegos potencian las habilidades de pensamiento crítico y de comprensión de tus alumnos.
 
Gracias a los videojuegos tus alumnos podrán enfrentarse a una situación en primera persona que, de otra manera, sería muy complicado conseguir en el aula. El acceso a aventuras interactivas consigue que tus alumnos se motiven hacia su propio aprendizaje. Y que los aprendizajes que adquieren son incorporados de manera mucho más rápida y sencilla a su base de conocimientos, logrando así que puedan interconectarlos en un futuro con otras materias.
 
2. Pueden ayudar a reforzar el trabajo cooperativo.
 
Existen estudios que demuestran la preferencia en los jugadores de videojuegos de jugar en equipo frente a competir individualmente. Para esto, es necesario que los jugadores perfeccionen sus habilidades de comunicación e interpersonales para que el equipo logre progresar dentro del juego. Esto puede contribuir a crear dentro del aula un grupo de alumnos altamente motivado y preparado para el trabajo cooperativo.
 
3. Mejoran las capacidades de aprendizaje individual de tus alumnos.
 
Cada niño es diferente y exige una respuesta personalizada por parte de sus profesores. Sin embargo, para la mayoría de los docentes esto es algo complicado de satisfacer. Los videojuegos pueden ser una excelente alternativa para que el alumno aprenda y avance conforme a su propio ritmo, sin la presión del grupo y sin la exigencia de una supervisión constante del profesor. Los desafíos que enfrenta dentro de los videojuegos se adaptan a la realidad del jugador en función de sus preferencias y rendimiento dentro del mismo.
 
4. Son una herramienta muy eficaz para disminuir los niveles de estrés de tus alumnos.
 
Gracias a los videojuegos tus alumnos tienen la oportunidad de desconectarse de la realidad que les rodea, permitiendo a sus mentes descansar para lograr mejores índices de bienestar emocional y mental. Una mente más relajada es más propensa a enfrentarse de manera positiva a nuevos desafíos dentro del aula, es capaz de memorizar de una manera más efectiva nuevos conocimientos, y le ayuda a ser más flexible para que pueda tomar decisiones alternativas a los problemas a los que se enfrenta.
 
5. Ofrecen datos muy significativos para comprender cómo están aprendiendo tus alumnos.
 
La manera clásica de evaluar a tus alumnos, mediante exámenes y pruebas escritas, te ofrece una información muy valiosa de qué han aprendido tus alumnos, pero no son capaces de ofrecerte información en tiempo real sobre cómo lo están haciendo. Esta información puede resultar valiosa en la toma de decisiones durante todo el progreso del curso. 
 
Según estudios recientes de la Universidad de Yale, los videojuegos pueden tener un impacto duradero en el aprendizaje y favorecer un rendimiento superior, ya que son una fuente de estimulación constante de las habilidades cognitivas
 
6. Ayudan a adquirir destrezas necesarias para aprendizajes técnicos futuros.
 
En un mundo cada vez más tecnificado, la relación de los alumnos hacia las máquinas, la comprensión de cómo estas funcionan y sobre la necesidad de emplearlas en momentos concretos para solucionar situaciones, son habilidades básicas que deben adquirirse en cualquier escuela. Algunas de estas son el pensamiento espacial, la percepción y resolución de problemas, la memoria, la capacidad de razonamiento, etc. Es sencillo encontrar videojuegos que pueden ayudarte a que tus alumnos adquieran estas habilidades.
 
7. Ofrecen un espacio único y valioso en el que tus alumnos pueden enfrentarse a situaciones éticas que les ayuden a formar su personalidad de una manera sana.
 
Uno de los mayores desafíos de la escuela es lograr que tus alumnos desarrollen habilidades como la empatía y la compasión. Los videojuegos ofrecen un marco en el que pueden surgir situaciones con un alto componente de emotividad ante las que tus alumnos tienen que reaccionar en primera persona, viviendo tanto el desarrollo de estas situaciones como sus consecuencias futuras. Estas situaciones son una herramienta perfecta para desarrollar debates en el aula sobre la resolución de conflictos y la toma de decisiones, fomentando procesos de escucha activa, de comprensión y de solidaridad.
 
Fuente: SM Conectados
 
Publicado el 15 de agosto de 2017 
portada_blog: 

Suscríbete a nuestro boletín

Recibe cada mes una selección de la mejor información sobre los temas educativos más relevantes, para tomar las decisiones correctas.

Go to top