Sala de prensa

Las mentiras más comunes sobre la educación escolar actual

mentiras

  • En un momento en el que la educación se encuentra en constante transformación, es fácil que se generen distorsiones al interpretar los cambios.

Salvador Rodríguez Ojaos se autodefine como un “entusiasta de la educación”. Es pedagogo, formador y asesor en innovación educativa. También es el autor de El blog de Salvaroj, que en una de sus entradas nos habla sobre las mentiras más comunes que se escuchan a propósito de la escuela del siglo XXI.

Y es que en el momento actual de transformación educativa, no es raro se generen distorsiones al interpretar los cambios. El objetivo del artículo, explica Salvador, es “desenmascarar algunas de estas confusiones y mentiras que circulan en nuestro día a día y que, gracias a las redes sociales, se amplifican y transmiten sin freno y sin las verificaciones que serían convenientes”.

Veamos cuáles son algunos de estos mitos:

  1. El propósito de la escuela continúa siendo invariablemente la transmisión de conocimiento de las diferentes áreas curriculares”. Esta es una verdad a medias, porque si bien la anterior es todavía una de las funciones de la escuela, no es la única ni la más importante. Rodríguez cita al pedagogo Ken Robinson cuando afirma que “el propósito de la escuela es dotar de los conocimientos, las herramientas, las destrezas y las habilidades que ayudarán a nuestros alumnos y alumnas a tener éxito en la vida”.
  1. Más innovación, implica más y mejor aprendizaje”. Debemos tener cuidado con esta afirmación, ya que no siempre es real, advierte el autor. “La innovación debe tener sentido y debe disponer de tiempo para consolidarse”, señala.
  1. La neurociencia está transformando nuestra forma de enseñar y de aprender”. Esto aún no es una realidad, la neurociencia está todavía en una fase demasiado embrionaria y la incidencia de sus descubrimientos en la realidad del aula es muy compleja y difícil.
  1. Hay que mejorar los resultados en PISA a toda costa”. El trabajo que lleva a cabo la OCDE para medir la efectividad de los sistemas educativos es muy loable. Sin embargo, a Rodríguez le parece importante poner las cosas en perspectiva: “PISA solo es un indicador, potente pero limitado... la mejora de los resultados debería ser por mejorar los procesos de enseñanza/aprendizaje y no por preparar a nuestros alumnos y alumnas para mejorar en estas pruebas”.

Rodríguez hace mención de diez mentiras o mitos que se suelen escuchar en el ámbito educativo. Revisa la lista completa en el enlace que encontrarás a continuación.

Fuente: El blog de Salvaroj

Publicado el 27 de junio de 2018

 

portada_blog: 

Suscríbete a nuestro boletín

Recibe cada mes una selección de la mejor información sobre los temas educativos más relevantes, para tomar las decisiones correctas.

Go to top