Sala de prensa

Las inteligencias múltiples, una nueva manera de educar

Las capacidades de cada niño están marcadas por la aportación genética y el entorno en el que se desarrolla.

Durante muchas décadas, los sistemas educativos han considerado que la inteligencia de los niños se mide principalmente por dos factores. Uno, por el nivel de desarrollo del lenguaje, y dos, por el pensamiento lógico-matemático. Esta percepción, sin embargo, ha comenzado a transformarse en la educación contemporánea.

Hoy cada vez es más aceptado que existen distintos tipos de inteligencia, como puede ser la inteligencia del movimiento (kinestésica-corporal) o la inteligencia musical. “Esto ha humanizado mucha la enseñanza, porque ha hecho que se respeten mucho más los propios desarrollos de las capacidades de cada niño”, señala en el blog Hacer Familia la pedagoga Rosa María Iglesias.

Ella explica que las capacidades de cada niño están marcadas por la aportación genética, por un lado, y por el entorno en el que se desarrolla, por el otro. De ahí que sea muy importante observar a los niños desde edades tempranas para detectar cuál es el tipo de inteligencia que presentan en mayor medida y comenzar a estimularla.

Las inteligencias múltiples, desarrolladas en la teoría de Howard Gardner, exigen diversas formas de atención. En Hacer Familia nos explican en qué consiste cada una:

1. Inteligencia lingüístico-verbal: la capacidad de utilizar las palabras y el lenguaje para expresar los pensamientos.

2. Inteligencia lógico-matemática: habilidad de utilizar el razonamiento lógico, los números y manejar leyes matemáticas y aritméticas, así como facilidad para resolución de problemas.

3. Inteligencia naturalista: capacidad para entender las relaciones entre los animales y plantas con su entorno y las personas.

4. Inteligencia visual-espacial: la habilidad de ser capaz de procesar información en tres dimensiones, es decir, relacionar imágenes, colores, espacios y figuras.

5. Inteligencia musical: ser capaz de percibir las distintas formas musicales y de expresarse a través de ellas.

6. Inteligencia kinestésica-corporal: se describe como la capacidad de que el cuerpo y la mente funcionen juntos para expresar ideas, comunicar pensamientos y generar actividades.

7. Inteligencia intrapersonal: aquellos capaces de conocerse a sí mismos, identificar y expresar emociones y sentimientos y regular su conducta

8. Inteligencia interpersonal: la capacidad de comprender a los demás saber relacionarse con otros y ser capaz de adaptarse en diferentes grupos sociales.

Fuente: Hacer Familia

 

portada_blog: 

Suscríbete a nuestro boletín

Recibe cada mes una selección de la mejor información sobre los temas educativos más relevantes, para tomar las decisiones correctas.

Go to top