Sala de prensa

El acoso escolar también afecta a los docentes

acoso escolar

  • En un documento presentado por la CNDH se han detectado diferentes formas de violencia de los alumnos mexicanos a sus maestros.

Desde hace algunos meses se ha puesto énfasis en la gravedad de la violencia escolar, y en las consecuencias que tiene para los alumnos que viven inmersos en ambientes hostiles y poco agradables. Sin embargo, poco se ha hablado sobre la violencia que, en ocasiones, sufren los maestros por parte de los alumnos.

En un documento presentado por la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) se han detectado diferentes formas de violencia de parte de los alumnos mexicanos a sus maestros. Se señala que los docentes también son víctimas de amenazas, contestaciones irrespetuosas, insultos, actitudes de desafío, negativa a obedecer indicaciones, así como robos y daños de bienes, golpes y empujones por parte de los alumnos.

La CNDH agrega que aunque son más comunes los casos de bullying o acoso entre alumnos, la violencia puede estar presente en toda la comunidad educativa: entre alumnos; entre maestros y alumnos; entre padres de familia y maestros; contra autoridades escolares, y entre padres de familia y alumnos (cuando se trata de la hija e hijo de otro padre o cualquier otro alumno).

Entre las principales formas de bullying o acoso escolar más frecuentes de los alumnos hacia sus maestros, se encuentran: la imposición de apodos, las extorsiones para que los aprueben en su asignatura, los insultos y  las amenazas de que sus padres o “su banda” actuarán en su contra si los llegan a regañar, castigar o reprobar. Hasta ahora, los hechos más violentos denunciados por los docentes ante las autoridades educativas son el impedimento para que entren al salón de clases, los golpes, los empujones, el robo de sus cosas y los daños en sus vehículos (como ponchar llantas, rayones, quiebre de vidrios y, en casos extremos, hasta el corte de cables de los frenos).

El acoso también sucede en las redes sociales, donde los mentores, según lo manifestaron a sus superiores, son ridiculizados, catalogados y discriminados por alumnos. Incluso, los profesores han detectado conversaciones abiertas en internet donde entre alumnos se aconsejan y se coordinan para hacer daño al maestro y “vengarse”.

La CNDH explica que la violencia en el entorno escolar se convierte en acoso cuando involucra un desequilibrio de poder, cuando se realiza de manera repetida y constante entre la persona violenta y el receptor violentado, con la intención de humillar y someter a través de agresiones físicas, verbales, psicológicas, emocionales y sociales. En el caso de la violencia ejercida por alumnos contra sus profesores, ésta tienen la principal finalidad de intimidarlos y poder establecer sus propias reglas.

El documento también establece que el perfil del alumno agresor es impulsivo y dominante, suele ser mentiroso y persuasivo con sus compañeros a quienes sabe manipular, le gusta criticar y humillar a las personas, presenta dificultades para seguir las reglas, y poca tolerancia a la frustración.

Una de las causas de estos tipos de agresiones al interior de los planteles educativos se relaciona con los problemas existentes entre alumnos y autoridades educativas. También tiene que ver con el bajo rendimiento académico por parte de los estudiantes, la deserción escolar y el uso de chistes, apodos e insultos hirientes que generan discriminación y exclusión al interior de la comunidad.

Entre las soluciones que se establecen en el documento para transformar esta situación, se encuentra la relación entre padres de familia y docentes; deben llevar una interacción armónica y asertiva, basada en la comunicación permanente y encaminada al aprendizaje de los alumnos. Asimismo, se considera sumamente importante que los padres de familia se involucren de manera positiva en las actividades de la escuelas, y ayuden a sensibilizar a sus hijos acerca de la violencia, y la solución pacífica de los conflictos.

Publicado el 16 de septiembre de 2014.

 

portada_blog: 

Suscríbete a nuestro boletín

Recibe cada mes una selección de la mejor información sobre los temas educativos más relevantes, para tomar las decisiones correctas.

Go to top