Sala de prensa

<br /> &lt;br /&gt;

“La evaluación debe considerar la realidad de los estudiantes”: Liliana Ramos

Liliana Ramos

  • Liliana Ramos, especialista chilena en educación, habla sobre la importancia de crear una escuela inclusiva en los países de Latinoamérica.

"En una escuela tradicional, que evalúa a todos por igual y espera lo mismo de todos, es difícil pensar que se ajuste a niños con capacidades distintas. Se requiere una evaluación que considere la realidad de los estudiantes, que ponga en juego sus expectativas de aprendizaje, que permita distintas maneras de enseñanza", puntualizó Liliana Ramos, especialista en educación diferencial.

En entrevista para el blog Educación Hoy, Liliana Ramos, coautora del libro “El viaje a la diferencia”, de la serie Convivencia Escolar, perteneciente a la colección Somos Maestros de Ediciones SM, reflexiona cómo y para qué se evalúa: ¿Si es para revisar lo aprendido por el alumno, o como un método de control?

Ramos apuntó que es necesario romper las construcciones que hemos hecho en torno al concepto de escuela, y trascender hacia un modelo inclusivo que considere las diferencias: sociales, culturales, individuales, de intereses y de capacidades, pues incluso los niños que no tienen discapacidad podrían tener un ritmo distinto de aprendizaje.

"Hay que considerar visiones del mundo, creencias, cuando hablamos de inclusión hablamos de que la escuela modifique sus formas de funcionamiento, sus estructuras pedagógicas para acoger esa diversidad y responder a cada uno de los estudiantes", indicó.

Y es que nos hemos acostumbrado, por tradición e inercia, a un modelo de escuela único, precisa la experta en Educación Diferencial. Las escuelas que expulsan a los alumnos que tienen un comportamiento "inapropiado" y conservan a los que logran someterse a una estructura, advierte, otorgan la ilusión de una escuela normal, pero tiene un costo: la exclusión de todos aquellos que están en situaciones de diferencia.

"En general tenemos la ilusión de que todos los estudiantes construyen lo que el profesor dijo exactamente, pero la realidad es que el alumno construye lo que construye, independiente de la situación del niño. Aunque todos los niños tuvieran las mismas capacidades y vinieran del mismo pueblo y la misma clase social, aún en condiciones de homogeneidad máxima, cada persona aprende de forma distinta. Es un mito pensar que todos los niños aprenden lo mismo, por eso somos todos diferentes", explicó la profesora.

Si te interesa conocer más sobre el tema que aborda la especialista, te recomendamos su libro "El viaje a la diferencia. Escuela Inclusiva", que forma parte de la serie Convivencia Escolar de la colección Somos Maestros, publicada por Ediciones SM. Puedes revisar el primer capítulo aquí: http://edsm.co/1KvOuoV

Publicada el 11 de junio de 2015.

 

portada_blog: 

Suscríbete a nuestro boletín

Recibe cada mes una selección de la mejor información sobre los temas educativos más relevantes, para tomar las decisiones correctas.

Go to top